Lectura de Foucault y Escritos sobre Foucault, Miguel Morey

Lectura de Foucault y Escritos sobre Foucault, Miguel Morey

El autor que firma estas dos obras, es Miguel Morey, catedrático emérito de la universidad de Barcelona, traductor de Deleuze, Foucault y Giorgio Colli. En 1994 recibió por su Deseo de ser piel roja el XXII Premio de ensayo de Anagrama y no olvida la importancia de salir del nido académico para pisar la calle, la prueba nos la dan sus colaboraciones en revistas como Ajoblanco y en periódicos como El País y La Vanguardia.

Publicadas en Sexto Piso Editorial, Lectura de Foucault y Escritos sobre Foucault, son dos obras que se complementan, dos hermanas que en manos de un lector hábil y atento entregan la cartografía y las claves del pensamiento de Michel Foucault, una filosofía que a pesar de mantenerse fiel a sí misma -queda siempre el sentido de la búsqueda-, nunca dejó de evolucionar al tener como pulso el deseo, la pasión, por comprender más y mejor; a lo que debemos sumar las distintas utilidades que Foucault dio a lo aprendido.

Muchos son los lectores, estudiantes de filosofía o simplemente buscadores del conocimiento, que se han lanzado a Foucault y han terminado perdidos dentro del movimiento que su pensamiento describe, para evitar esa desorientación, para ayudar al lector a encontrarse dentro de una filosofía llena de lucidez y potencia, Morey ofrece estas dos obras. Pero no sólo ofrece, si no que lo consigue, porque muchos son los que generosamente han intentado guiarnos dentro de “la selva Foucault” y han terminado perdidos guía y viajero.

Lectura de Foucault

Lectura de Foucault MoreyLa lectura de Morey de Foucault, llevaba treinta años esperando después de su primera edición, y no porque el texto no lo mereciera, sino porque, y como a otras obras les ha ocurrido, cayó en el olvido editorial de los textos que se convierten en clásicos de la reprografías de las universidades. El propio Morey cuenta en el Prólogo a la segunda edición, la alegría de volver a ver su trabajo en forma de libro después de años y años viéndolo encarnado en un manojo de fotocopias.

Sobre la finalidad que Lectura de Foucault guarda, Morey no puede ser más claro: «De lo que se trataba en primer lugar y ante todo era de mostrar que el pensamiento de Foucault era pacífica, cabalmente “academizable”». Un trabajo que exigía «seguir calmadamente y paso a paso toda la evolución del pensamiento de Foucault», y que Morey describe de la siguiente manera: «Trabajo pues de profesor de filosofía, que se obliga a permanecer en la sombra tratando tan sólo de restituir la voz y la nervadura discursiva del filósofo al que explica –probablemente fiel a la consigna de Bacon de Verulamio, De novios ipsis silemus (“callemos sobre nosotros mismos”), con la que Kant encabeza la primera de sus críticas».

La empresa que Morey se impuso, guardaba, además de las dificultades propias de cualquier trabajo teórico, un acto de valentía: obligar a la academia a replantearse el lugar dado a la filosofía de Foucault, porque por mucho que el gremio filosófico lo negara, estamos ante un pensador que practica la filosofía de forma magistral, y además, en su forma de realizarla, la hace crecer y la enseña a buscar nuevas maneras de revelarse, llegando a nosotros nuevos conceptos y con ellos nuevas capacidades críticas.

El resultado de Lectura de Foucault, no es otro que un recorrido muy afinado y preciso de la obra del pensador francés. Paso a paso, el lector podrá recorrer la filosofía de Foucault aprendiendo su arquitectura y su sentido, lo que más tarde le permitirá acercarse a ella con la formación necesaria para extraer todo su jugo.

No es nada fácil lograr la visión de conjunto que Morey consigue representar, es todo un mérito, pero también lo es la forma en la que lo hace: con la sencillez de exposición que sólo el duro trabajo combinado con una inteligencia despierta pueden dar.

Escritos sobre Foucault

Escritos sobre Foucault MoreyHemos señalado, que Lectura a Foucault y Escritos sobre Foucault son obras hermanas, la razón nos la da el propio Moray: «El criterio que orientaba esta selección era recopilar aquellos textos que de algún modo podían resultar complementarios (en tanto que lo complementan, prologaban o matizaban) del trabajo llevado a cabo en Lectura de Foucault». Y es cierto, la combinación de ambas obras, incluso su lectura en paralelo, entregan al visitante tanto la estructura como el potencial que la filosofía de Foucault alberga. Estamos hablando del fruto de treinta años de investigación in situ (París), de leer, de traducir, de mover documentos y obras, de masticarlas hasta componer una exposición que muy pocos han logrado.

Moray describe así su tarea y creemos que de una forma justa: «Así pues, lo que sigue no debe entenderse ni como trabajo de especialista ni como trabajo de divulgador, aunque tampoco sea la obra de un filósofo. Es trabajo de profesor de filosofía, simplemente: es decir, de alguien cuyo oficio es leer y releer, tratando de inventar vías de acceso que permitan introducirse en un determinado ejercicio de pensamiento, dejándole enteramente libre al lector todo el campo de lo que a partir de ahí resulte pensable. Se trata, en definitiva, del mismo trabajo que intenté llevar a cabo en Lectura de Foucault».

Foucault hablaba de la filosofía en general, y de la suya en particular, utilizando una imagen que ya se ha hecho famosa entre sus estudiosos, la de la caja de herramientas: «La teoría de la caja de herramientas quiere decir: a) que se trata de construir no un sistema, sino un instrumento; una lógica propia a las relaciones de poder y a las luchas que se comprometen alrededor de ellas; b) que esta búsqueda no puede hacerse más que poco a poco, a partir de una reflexión (necesariamente histórica, en algunos de sus dimensiones) sobre situaciones dadas».

Aquí brilla, en este punto, la fuerza y el mérito de trabajo realizado por Morey, hablamos de cumplir en última instancia con aquella máxima defendida por el propio Foucault que dice que “el saber no está hecho para comprender, está hecho para cortar”, porque lo que finalmente ambos libros ofrecen, es el material para que el lector haga lo propio con la filosofía de Foucault, otra cosa ya será, el valor que el aprendiz de filosofía esté dispuesto a imprimir en su relación con esa extraña disciplina a la que se acerca. En cualquier caso, y como es sabido, los libros no eligen a sus lectores, y eso no se le puede reprochar a ningún autor, pero sí deseamos que estas reediciones llevadas a cabo por Sexto Piso, encuentren tierras fértiles en las que posarse, porque el trabajo de Morey bien lo merece.

Lectura de Foucault y Escritos sobre Foucault, Miguel Morey, Sexto Piso Editorial.  2014.

Autor

Gonzalo Muñoz Barallobre
Soy filósofo y hago cosas con palabras: artículos, aforismos, reseñas y canciones. De Tarántula soy el cocapitán y también me dejan escribir en Filosofía Hoy. He estado en otros medios y he publicado algo en papel, pero eso lo sabe casi mejor Google que yo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *