Fierabrás, más allá del bálsamo

Fierabrás, más allá del bálsamo

Por Juan Tomás Matarranz Araque

De manera característica, cualquier texto de los textos a los que llamamos literarios abordan aquellos aspectos que son cuestionados en nuestra formación ideológica colectiva. Cuando parte de nuestra visión del mundo manifiesta ser amenazada y deja de ser coherente con el resto, la reorganizamos y la volvemos a contar, necesariamente, de forma más aventurada o más convencional, de acuerdo con nuestra formación o intereses particulares.

PELADURAS DE MANDARINA

‘Peladuras de mandarina’: María Laza y Adrián Corbacho Foto Carolina Rivas.

Es en este reconocimiento donde el teatro de César Augusto Cair se mueve. En la reformulación de este nuevo espacio, uno de sus personajes de Amor atado llega a reconocer que “todo era perfecto y mágico hasta ayer. En nuestro espacio hay una grieta”. Los espacios dramáticos que elabora César abordan esas grietas desde sus inicios como dramaturgo, ya hace diez años, con Peladuras de mandarina. Su intencionado radicalismo, así como la reflexión sobre la naturaleza de las relaciones humanas, han sido un continuo desde sus inicios como dramaturgo. Y es en este ámbito donde aparecen las fracturas, y en el que sus obras se inician.

MI ESTÚPIDA ANACRUSA

‘Mi estúpida Anacrusa’: María Laza Foto Viviana Vasco

Nunca el lector, ni el espectador, ni el escritor tienen un acercamiento al teatro de forma desinteresada. Tampoco el texto teatral es neutral; por su propia naturaleza, frecuentemente se convierte en el más social de los géneros literarios. Así se recoge en los temas tratados en la producción dramática de Cair. El maltrato a la mujer en su última obra, Amor atado, cuyos giros inesperados nos obligan a reconsiderar nuestros prejuicios iniciales en un tema de difícil puesta en escena y llevado a cabo con una cruda reflexión sobre la manipulación en el seno familiar. Eva ha muerto reflexiona sobre la imposibilidad de trascendencia del individuo y la desolación de la pérdida. El amor adolescente, desatado y desinhibido de Peladuras de mandarina, deseoso de adentrarse en terrenos inexplorados. La aparentemente más serena pièce bien fait, Quinto aniversario, que desborda sus límites formales para apelar a la intrínseca falsedad de las relaciones humanas. Mi estúpida Anacrusa, con un tormentoso relato de engaños, celos y sugerencias. Y, por último, o más bien por principio, la primigenia Quijotada pacata de Miguel y Cata, que llegó a ser una suerte de catalizador para la compañía Fierabrás, allá por el 2005 y que es probablemente la que alude más directamente a un episodio convencional, el cuarto centenario de la publicación de la primera parte de El Quijote.

QUINTO ANIVERSARIO

‘Quinto aniversario’: María Laza, Carmen Bermejo y Ángel Bayón Foto José Luis Greco.

Desde entonces, hemos sido testigos de nuevas reformulaciones de esas fracturas que la sociedad actual nos presenta, siempre desde una perspectiva voluntariamente íntima, sin haber olvidado que el teatro, probablemente el arte en general, ha de ser una fuente de reflexión sobre la sociedad en la que vivimos. El conflicto teatral en las obras de César Augusto Cair frecuentemente se inicia en el seno de la pareja, y de manera constante vincula ese espacio a veces cerrado, a veces opresivo, al hombre con el mundo en el que vive.

EVA HA MUERTO

‘Eva ha muerto’: Mikel Arostegui Foto por David Semuret.

Nosotros lectores, nosotros espectadores, tenemos la oportunidad de reconocer esa nueva reformulación, esa abierta reflexión sobre el presente y sobre la sociedad en la que vivimos, presentada de forma cruda, pero nunca exenta de poesía y de estética. Así es como lo reclama en lo que ha venido a ser su manifiesto teatral: estética, interpretación y provocación. Así tenemos la oportunidad de dejarnos provocar.

PRUEBAhm

‘Amor atado’: Álvaro Checa, Jennifer Rubio y María Laza Foto Fernando de Julián.

Juan Tomás Matarranz Araque
Universidad Europea de Madrid

Autor

Tarántula
Revista cultural

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *