Solicitud de amistad pendiente, de Álex Mendíbil

Solicitud de amistad pendiente, de Álex Mendíbil

Solicitud de amistad pendiente, de Álex Mendíbil, es una comedia, pero no del todo, ya lo avisa el programa de mano que reza: “Una comedia muy seria”, y es seria porque los juegos de Magda y Jaime acaban siendo una verdadera historia de amor, y para lograrlo han de realizar un viaje personal. Los dos tienen mucho en común, por una parte ella es una mujer sin una entidad propia, y él es un actor que fue niño prodigio, por lo que ambos tiene una asignatura pendiente en su vida, que es un pedazo de su vida no vivida en la que han sido mas objetos que sujetos, y una edad que en principio los distancia: Jaime enfila los treinta y Magda los treinta y todos, pero a ninguno de los dos les corresponde la edad cronológica con el momento en que viven, por otra parte la edad de los dos es esplendida para disfrutar de una relación de pareja plena y duradera.

El texto de Álex Mendíbil, refleja con acierto los rodeos que damos para no decir la verdad, por evitar que se vea nuestra cara más vulnerable. Magda bebe y toma alguna sustancia para aguantar el tipo de señora de notario con devaneos, y se atrinchera en una actitud cínica para no mostrar su vulnerabilidad, Jaime, al contrario, es abstemio y se cuida con celo, para no dejar de ser el niño prodigio que fue.

jqxVaAhU7GtZgS6ryKmiktPT649YRAj4

Patricia G. Méndez y Jaime Adalid en “Solicitud de amistad pendiente” de Álex Mendíbil, dirigida por José Luis Sixto y el autor

Jaime querría comprometerse, y se deja aconsejar por su madre y una amiga, a Magda le espanta la idea de volverse a comprometer y pasar a formar parte de la vida de nadie, y le dan ganas de salir corriendo, de ahí el título de la función: Solicitud de amistad pendiente, de facebook, si la aceptas es como dar el paso a que forme parte de tú santoral laico, por lo tanto de tu vida, pero en el fondo esta comedia es una historia de amor y están condenados a entenderse.

La dirección firmada a dúo por José Luis Sixto y el propio autor, echan mano de la foto fija y de proyecciones que encuadran muy bien la historia y aporta referentes. Los actores se mueven con soltura, tanto por el decorado como por la historia, la puesta en escena tiene recursos cinematográfico, lo que es un aliciente mas, y dado que pasamos por momento en que las expresiones artísticas son mestizas, sería un error dar la espalda a unos medios tan efectivos. Esta suma de aciertos se debe a que la función cuenta con una competente dirección de Sixto y Mendíbil.

Los actores están muy bien elegidos, de entrada por su físico, Patricia G. Méndez, es una mujer de aspecto delicado, con una belleza perfecta, tanto para hacer creíble que por haberla sabido administrarla ha llegado a ser la señora del notario y llevar una vida tan regalada como insatisfactoria, como para seducir al joven Jaime, al que interpreta Jaime Adalid, que presta su buen físico, muy adecuado para ese eterno chico-joven que pasados los treinta se niega a cruzar la línea de hombre maduro, ya que en niño no se puede quedar anclado, que es de donde le viene profesión y fama.

Magda y Jaime han encontrado un buen acomodo en el físico de los actores Patricia G. Méndez y Jaime Adalid, pero eso no sería suficiente si ellos no realizasen el esmerado trabajo actoral que efectúan, porque como escribía antes, son dos personajes que durante la función realizan un viaje paralelo y personal para poder abrazarse al final sin demasiado artificio.

solicitud2

Jaime Adalid y Patricia G. Méndez en “Solicitud de amistad pendiente” de Álex Mendíbil, dirigida por José Luis Sixto y el autor

No querría cerrar estas líneas sin señalar el trabajo de iluminación con proyecciones incluidas al servicio de un texto muy bien medido de Álex Mendíbil, una dirección de José Luis Sixto y Mendíbil, de la que salen airosos, que unido al buen trabajo de los actores Patricia G. Méndez y Jaime Adalid logran una función con una buena factura, que se ve con gusto, toca y llega, porque la obra se mueve más en el fructífero camino de la duda que en el de las áridas certezas.

Título: Solicitud de amistad pendiente/ Autor: Álex Mendíbíl /  Dirección: José Luis Sixto y Álex Mendíbil / Reparto: Patricia G. Méndez y Jaime Adalid / Una producción Méndez & Ricondo.

Sala TU C/ Velarde, 15 Madrid.

Fechas: 4, 5, 11, 12, 18, 19, 25 y 26 de julio de 2014 a las 23.00h

Autor

Luis Muñoz Díez
Desde que me puse delante de una cámara por primera vez a los dieciséis años, he fechado los años por películas. Simultáneamente, empecé a escribir de Cine en una revista entrañable: Cine asesor. He visto kilómetros de celuloide en casi todos los idiomas y he sido muy afortunado porque he podido tratar, trabajar y entrevistar a muchos de los que me han emocionado antes como espectador. He trabajado de actor, he escrito novelas, guiones, retratado a toda cara interesante que se me ha puesto a tiro… Hay gente que nace sabiendo y yo prefiero morir aprendiendo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *