Ruth Núñez y Alejandro Tous hablan de la obra “La pausa del mediodía” de Neil Labute

Ruth Núñez y Alejandro Tous hablan de la obra “La pausa del mediodía” de Neil Labute

                                                                                                                “La culpa la tiene solo el tiempo.

                                                                  Todos los hombres se tornan buenos, pero ¡tan despacio!”

                                                                                                                                 Robert Browning

Pongo por delante que da verdadero gusto charlar con Ruth y Alejandro, ya que su fluidez, vehemencia y pasión por la profesión y en particular por el teatro se contagian y llenan de contenido cada breve pregunta que les hago.

Ellos son un pareja de actores que muchos tendréis en vuestra cabeza por su intervención en diferentes series y películas, entre ellas no se nos puede olvidar la serie semanal donde se conocieron “Yo soy Bea” y a la que a menudo se hace referencia cuando se les menciona.

No obstante, ambos son carne de escenario, y en su haber cuentan con montajes de obras como “Maquina Hamlet” o “Romeo y Julieta” dirigida por Will Keen.

De nuevo se embarcan en la aventura teatral como actores y productores de  un montaje, del que nos hablan  de su autor mientras se les iluminan los ojos; el autor norteamericano Neil Labute.

Prácticamente inédito en nuestro país, el autor es un popular director y guionista de Hollywood. Con solo 46 años sus textos dramáticos se han estrenado en todo el mundo. Su escritura parte de una aparente simplicidad que encierra historias de doble fondo.

lapausafotopromo

Eligieron esta obra, nunca representada en España, después de leer muchas- nos dice Alejandro porque es teatro con mayúsculas.

El actor añade:  Labute es un escritor comprometido. Es un tío que rompe. Lo llaman “El príncipe reinante del off Brodway”, “El chico malo del teatro americano”. Un tipo que no tiene miedo.

¿Qué nos cuenta la obra La pausa del mediodía? -Ruth es la primera en responder-.

Trata de ese trabajo que tenemos cada uno de nosotros hasta el último día: el de mejorarse a sí mismo.

Ser bueno es muy complicado, por como seas tu, que puedes tener más tendencia al bien o al mal, y si la tienes al mal ya es mas difícil, y por todo las tentaciones que tienes alrededor.

La comedia esta  en que un hombre normal y corriente, pero con muchos vicios y pocas virtudes,  de repente porque cree que le ha salvado Dios y le ha dicho que tienes que ser bueno y predicar su palabra,  decide ser bueno contra todo su ser.

Alejandro añade:

La comedia se desprende de que este tío es un miserable. Intenta ser bueno, pero siempre la va cagando por algún sitio.

Además hoy en día dices : He visto a Dios y… ¿Cómo se lo toma la sociedad?

lapausa01

Alejandro Tous y Ruth Núñez en “La pausa del mediodía” de Neil Labute

¿Cuántos personajes componen la  sociedad del personaje Juan García?

Somos 7 personajes- nos dice Alejandro- Yo soy Juan García, Ruth interpreta a su mujer, a su amante (que es la prima de la mujer) y a una prostituta, y Miguel Estévez (antiguo compañero de Alejandro en sus comienzos teatrales en Alicante) a un detective, un abogado y un presentador de televisión.

Hay situaciones muy reconocibles. Siempre tienes la sensación de conocer a alguien así o de pensar como alguno de ellos.

Si de repente  este llega- dice Ruth refiriéndose a Alejandro- y me dice que ha visto a Dios… Yo le diría : Tú estas mal de la cabeza ¿no?.  Pero depende de la relación que tengas con esa persona que te lo dice lo llevas por un lado o por otro, así el conflicto está asegurado.

Como si Alejandro leyera mi mente, será por eso que en a su personaje Juan García se le aparece Dios y tiene conexiones con el divino, contesta a mi pensamiento.

Al final lo de Dios es lo de menos, es una excusa,  es la chispa que arranca todo, es lo que le da gasolina a toda la obra. Da lo mismo que sea Dios , que seas tu el que decides ser bueno

Ahora es Ruth la que se adelanta…

Juan sobrevive a una masacre, y cuando las personas nos enfrentamos cara a cara a la muerte o a un acontecimiento muy bestia que no eres capaz de asumir, cada uno lo afrontamos de una manera.

lapausaAlejando hace, al hilo de lo dicho, la siguiente reflexión

Incluso hoy en día, con la “super crisis” que tenemos, te puedes replantear las cosas ¿Quiero ser como estos que estafan o quiero portarme de otra manera y darle, por ejemplo, un paquete de arroz a mi vecino?

Por lo que me contáis es una comedia Negra, les comento; Alejandro asiente y apostilla.

Es una comedia negra del todo. Esto es una cosa que hace muy bien el autor  Labute. Es como el monologo de Hamlet, de poner un espejo frente al mundo. El te lo pone ahí, no se decanta , lo deja ahí.

La comedia se desprende de lo miserable que puede llegar a ser el ser humano. La risa puede que no te salga de un chiste, si no de vergüenza ajena. Mezcla muy bien el teatro con mayúscula con comedia y con un mensaje y  sobretodo no es un ladrillo porque son escenas de “a dos” que pasan y se hace muy ligera, al menos eso es lo que nos han dicho todos los que la han visto.

Ya han hecho algunas funciones fuera de Madrid, antes de su  estreno madrileño. ¿Qué tal la respuesta del público?. -Ante la pregunta responden ilusionados y se solapan al contestar-.

Hemos hecho pocas funciones , pero en general lo que hemos escuchado, en el patio de butacas y a la salida  es que la gente sale con una sensación de haber disfrutado, de haberse divertido y que han pasado los 85 minutos que dura la función muy rápidos. Eso siempre es bueno.

¿A vosotros os favorece o no os favorece ser televisivos para hacer teatro? -Ruth sonríe, y con su voz pausada y dulce se toma un respiro buscando como resolver también su propia duda.

Yo ya no lo sé. Estamos ante un momento que no sé. Parece ser que los programadores quieren caras conocidas de la televisión, pero Pero n se tienen más prejuicios…La única cosa que creo a favor es que hay gente que ha visto trabajos anteriores  y que nos han cogido cierto cariño,  y a esa gente si la tenemos a favor.

Yo creo que ni lo sabemos nosotros ni lo sabe nadie.

Alejandro ayuda en su respuesta.

Al final  lo que va entendiendo la gente ,poco a poco,  es que un actor es un actor.

En el teatro, en el entrenamiento  teatral ,es donde más tiempo dedicamos. Además no es lo mismo  la calidad del trabajo de una serie semanal , que una serie diaria porque el tiempo que tienes para ejecutar ese trabajo es determinante.

O de una película-añade Ruth de 2 millones de euros o de poco presupuesto.

Lo importante es que somos actores, al fin y al cabo.

Pero el público a veces si hace esa discriminación,– añado-.

Si. Yo me acuerdo-rememora Ruth– que cuando yo empecé en televisión los actores de televisión no hacían cine, ni teatro. ¿Qué ha pasado? Que la economía ha llevado a… No sé. A mi, con perdón de la expresión, me parece todo gilipolleces. Si tu sabes hacer tu trabajo sabes hacerlo. Hay características técnicas diferentes en cada sitio, pero mininas.  El trabajo del actor esta por encima de eso.

Pero puede ser que  un actor conocido de otros medios no teatrales este más en el ojo del huracán encima de un escenario…

Claro, tu tienes las de perder porque te conocendice Ruth  Pero bienvenido el éxito. Mi abuela decía que hablen mal pero que hablen.

lapuasa02baja

Miguel Esteve, Ruth Núñez y Alejandro Tous en “La pausa del mediodía” de Neil Labute

Antes de despedirnos, volvemos escuetamente sobre la obra para a resaltar de nuevo que el texto les atrapo, por su contenido,  su dinamismo y la forma en la que está escrito. Alejandro nos pone el colofón.

Además, el final de la obra tiene sorpresa, literalmente: sorpresa.

Y cómplices , Ruth y Alejandro, se miran para no desvelar más.

Ojala siga el público hablando bien, muy bien, de esta obra que podemos ver de viernes a domingo a las 19:00 en el teatro La Strada.

Les deseo mucho éxito y me despido deseándoles lo mejor para su apuesta teatral. Me han contagiado de la ilusión que ponen en cada palabra que me regalan. Yo ya he visto la obra y el universo de Juan García al que Dios le dio en la oficina el  mensaje de ser bueno.

 

Título: La pausa del mediodía/ Autor: Neil Labute/ Director: José Troncos/Actores: Alejandro Tous, Ruth Núñez y Miguel Esteve/ Video: Roland de Middel/ Vestuario: Arantza Argüello.

Teatro La Strada C/San Bernardo, 5.

Funciones: del 25 de abril al 31 de mayo, viernes, sábados y domingos a las 19h.

Autor

Coral Igualador Poveda
Desde que me recuerdo me han gustado los actos de narración: teatro, literatura, cine... Me apasiona la narración, la psicología y la comunicación y por eso de los caminos no rectos, pero que conducen a lo mismo, acabe estudiando logopedia. He tenido la oportunidad de formarme y trabajar como consultora de comunicación, voz, teatro creatividad y desarrollo personal para diversas entidades y personas. También escribo guiones, obras de teatro, dirijo y actuó. Otra oportunidad que me ha brindado la vida es la de escribir sobre el teatro que se sigue vivo, eternamente vivo, y poder difundirlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *