“La tierra de los que duermen” de la Cia. Teatro documental, dirigida por Marcelo Soler

“La tierra de los que duermen” de la Cia. Teatro documental, dirigida por Marcelo Soler

Foto de Edward Félix

Escenificación de la obra “La tierra de los que duermen” de la Cia. Teatro documental bajo la dirección de Marcelo Soler.

Documental escénico sobre la muerte en la vida cotidiana de las grandes ciudades. Imágenes de la compañía en diversos cementerios de la ciudad de São Paulo (Brasil). . Junio de 2016

Por Aline Ferraz

Relatos de aquí, del otro lado.

El texto aborda los experimentos realizados por la “Cia. Teatro Doc.” en la “Mostra Documenta SP”, una acción inserta en el “Projeto Terra de Deitados”, con el apoyo de la Ley de Fomento para el Teatro de la ciudad de São Paulo.

Algunos, de los tantos que vinieron antes que yo, me instigan a registrar estas reflexiones. Invertir tiempo en la escritura de lo que nos ocurre, incluso antes de tener una conclusión elaborada sobre los acontecimientos, tal vez nos pueda aproximar a la actitud del ensayista, descrita por Larrosa[2].

El acto teatral está, por excelencia, permeado de ensayos. Algunos anteceden a la presencia del público, otros, se dan con y/o delante de él.

Empujada por el deseo de permanecer en diálogo con las materialidades escénicas y documentales presenciadas en cuatro cementerios públicos de la ciudad de São Paulo, me valgo de la experiencia como espectadora teatral para compartir de forma subjetiva noticias sobre lo que ocurrió en la “Mostra Documenta SP”(del 06 al 19 de diciembre de 2015). Convido al lector a ensayar conmigo acerca de esta reciente acción pública de la “Cia. Teatro Documentàrio”.

Los estudios sobre recepción teatral, desarrollados por Desgranges, sugieren que las relaciones que el espectador establece entre la escena, sus percepciones y experiencia de vida, de forma simultánea a lo que se está presentando, y seguidamente al acontecimiento escénico, pueden llegar a configurarse como actos de producción artística, denominados ensayos de aproximación y extensión de la experiencia teatral[3].

La “Mostra Documenta SP” se concibió prioritariamente como un ejercicio de investigación escénica del lenguaje documental, en cementerios públicos de la ciudad de São Paulo. Inscrita en el proyecto denominado “Terra de Deitados”, el evento se realizó con el apoyo de la Ley Municipal de Fomenta al Teatro para la ciudad de São Paulo. Hay que resaltar que todos los elementos propulsores de la “Mostra Documenta SP” (las interferencias, el proyecto, la “Cia. Teatro Doc.” y la Ley de Fomento) destacan la importancia del campo de la investigación teatral.

La ley municipal 13.279/2000 supuso una conquista de los artistas teatrales de la capital paulista tras una serie de reivindicaciones de la clase teatral. Estructurada en forma de programa, la ley, conocida como “Fomento”, en síntesis se trata de un documento público que anualmente contempla a treinta grupos de teatro de la ciudad de São Paulo. La financiación se realiza una vez hecho el análisis de los proyectos inscritos y la cuantía se concede bajo el régimen de “contrapartida social y prestación de cuentas”; siempre teniendo en cuenta que la concepción del trabajo debe prever la investigación continua del lenguaje y la producción de materialidades escénicas a disposición de la población.

"La tierra de los que duermen" de la Cia. bajo la dirección de Marcelo Soler. Foto Edward Félix

“La tierra de los que duermen” de la Cia. bajo la dirección de Marcelo Soler. Foto Edward Félix

Una serie de estudios avalan que, después de más de una década, el Programa Municipal de Fomento al Teatro para la ciudad de São Paulo es el protagonista de significativos avances en el campo artístico paulistano, habiendo influenciado las formas de hacer, y por tanto de ver y de pensar, teatro en determinadas regiones de la inmensa capital metropolitana. Una mayor profundización sobre este asunto es posible en las reflexiones de PUPO (2015) y DESGRANGES (2014)[4].

El proyecto “Terra de Deitados” es el cuarto dela Cia. apoyado por la Ley de Fomento. Las investigaciones teatrales anteriores del grupo transitaron por experimentos realizados en casas de residentes de las cuatro regiones de la ciudad, experimentos condensados en la escenificación “Pretérito Imperfeito”, en la “Casa do Teatro Documentário”.  Las mismas investigaciones abordaron interferencias en el comercio de los alrededores de la sede del grupo, que culminaron en la puesta en escena de “Este vasto Terço”. Así mismo, hubo intervenciones en espacios públicos de la ciudad inspirados en la trayectoria de la vida y muerte de un personaje real que llegó a São Paulo en la década de los 40 del siglo pasado; estas intervenciones dieron lugar a la escenificación de “Terrenos”. El historial de las experiencias señaladas tiene como característica la articulación entre arte y acción cultural a partir de la investigación de procedimientos documentales que se generan desde un punto de vista de narrativas reales.

El proyecto actual, “Terra de Deitados”, converge en la realización de una serie de acciones que permiten experimentar situaciones de descubrimiento y tratamiento teatral de temas velados, escondidos, a partir de la proposición: El cementerio como microcosmos de la ciudad.

Conocer los espacios y las posibles dramaturgias de cada uno de los cementerios escogidos por la “Cia. Teatro Doc.” fue fundamental para la realización de otras dos grandes acciones previstas en el “Projeto de Deitados”: por un lado, la adaptación de la escenificación de “Terrenos”, que será presentada de forma gratuita en la antigua capilla del Cementerio de Vila Mariana durante los meses de mayo y junio de 2015, y por otro, el acto escénico documental “Re(velar) São Paulo”, realizado en colaboración con colectivos artísticos socios, en el Cementerio de Vila Formosa durante el mes de julio de 2016.

"La tierra de los que duermen" dirección de Marcelo Soler. Foto Hélio Beltrânio

“La tierra de los que duermen” dirección de Marcelo Soler. Foto Hélio Beltrânio

Realizar una inmersión de investigación de campo en los cementerios Araçá, Quarta Parada, Vila Formosa y Vila Mariana, junto a personas interesadas en construir discursos escénicos documentales a partir de narrativas descubiertas en esos espacios, permitió comprender el potencial de los encuentros entre personas y lugares, no actores y la escena, trabajadores y artistas, transeúntes y actores, acciones previstas y lo inusitado, vida y muerte.

Los artistas que integraron las presentaciones son personas de áreas diversas (Arquitectura, Derecho, estudiantes de Teatro, personal de los cementerios, etc.) que se inscribieron en talleres ofrecidos por la “Cia. Teatro Doc.” durante el segundo semestre del año 2015. Los encuentros y las escenificaciones resultantes del proceso estuvieron coordinados por integrantes de la “Cia. Teatro Doc.” y se compartieron públicamente durante el periodo del 5 al 19 de diciembre de 2015, en la denominada “Mostra Documenta SP”.

Una característica importante de la muestra fue el carácter diversificado de las materialidades artísticas producidas. Aun partiendo de un campo de investigación común (cementerios públicos) y con la misma base orientadora (la propia especificidad de la investigación documental realizada por la “Cia. Teatro Doc.”), los resultados de los productos presentados fueron muy distintos.

La acción contó con el interés y la participación de los trabajadores de las necrópolis municipales y del público en general. Formaron parte de la muestra las escenificaciones: “Aquí Não. Sobre a necessidade de enterrar os Mortos”, dirección de CAROLINA ANGRISSANI, en el cementerio de Araçá; “O Sustento da Saudade. Documentário Cênico sobre o Cemitério da Quarta Parada”, dirigido por GUSTAVO CURADO en el cementerio del mismo nombre; “Ciao”, dirección de MARCELO SOLER, en el cementerio de Vila Mariana y; “Clandestino: Documentário Cénico Sobre o Arquivo Morto”, con MARCIO ROSSI como director, en el cementerio de Vila Formosa.

La primera de las interferencias fue “Aquí não. Sobre a necessidade de enterrar os Mortos”, que partió de la actualización de “Antífona”, de Sófocles; cómo lidiar con la conciencia de que muchos cuerpos permanecen abandonados durante su vida y más allá de ella. En medio de los espacios cinematográficos del cementerio de Araçá, localizado en una región privilegiada de la ciudad, también se hace patente la separación de clases, la diversidad de entierros y de sepulturas. Algunos se van con honras, otros tantos héroes permanecen no identificados. Ante lo que nos es revelado nos sentimos instigados a ver y a vernos como agentes y criaturas del espacio. Revisitar las relaciones que implican el acceso al espacio es también percibir las contradicciones de las relaciones de la vida y la muerte a lo largo del tiempo.

"La tierra de los que duermen" dirección de Marcelo Soler. Foto Hélio Beltrânio

“La tierra de los que duermen” dirección de Marcelo Soler. Foto Hélio Beltrânio

Bajo la dirección de Gustavo Curado, “O Sustento da Saudade. Documentário Cênico sobre o Cemitério da Quarta Parada” indagó en la mirada dialógica sobre las especificidades de las dramaturgias presentes en el cementerio desde su fundación. ¿La voz del pueblo es realmente la voz de Dios? ¿Qué hacer cuando la propia ciencia parece abandonar a los que están al margen? ¿Apelar a una santa aún no reconocida? “O Sustento da Saudade…” desafía al espectador a desvelar los misterios del espacio, sus historias y personajes, pintorescos hasta ese momento, conocidos de forma legendaria, narrativas que sobreviven a las generaciones, leyendas urbanas que, como globos presentes en la escenificación, viajan por el espacio sin un puerto de destino previsible.

El escenificador Marcelo Soler asumió la dirección de “Ciao”, actuación que contó con la participación masiva de los trabajadores del cementerio de Vila Mariana. Se intercalaron hechos documentales de la acción diaria de la necrópolis con los descubrimientos artísticos realizados en el periodo de residencia del grupo en ese espacio. “Ciao”, un documental sobre el adiós, que es también un hasta luego, desveló muros y callejas del cementerio, revelando así la diversidad y las contradicciones en las percepciones y creencias del morir y del vivir. La radicalidad de esta experiencia consistió en compartir aspectos de las historias reales de muertes muy recientes relatadas por un trabajador del cementerio de Vila Mariana y un documentalista.

En plena escenificación, tras revisitar nostalgias, pensar sobre la fe, los presentes y los ausentes, participamos en la ceremonia del entierro de cenizas de la madre del escenificador. Todo ello nos hizo pensar y meditar sobre los límites de los dolores, sugeridos por la escena y por la vida real.

"La tierra de los que duermen" dirección de Marcelo Soler. Foto Hélio Beltrânio

“La tierra de los que duermen” dirección de Marcelo Soler. Foto Hélio Beltrânio

Aún sobre el dolor, con dirección de Márcio Rossi, en “Clandestino: Documentário Cênico Sobre o Arquivo Morto”, recorrimos parte del trayecto en coches, en un cortejo que proponía una revisita documental de los silenciados protagonistas existentes en el extenso césped del cementerio. A partir de la experiencia de encontrar a los perseguidos, revivimos la figura del exguerrillero Carlos Marighella, asesinado por la policía militar en 1969 y sepultado junto a tantos otros cuerpos en fosas para indigentes. La actuación reveló la violencia casi siempre invisible a que se somete a los perseguidos que sobreviven y mueren actualmente.

La mezcla y diversidad dentro de las estadísticas de la muerte de grupos marginalizados (jóvenes negros, homosexuales, prostitutas, pobres) permanecen latentes en las incontables fosas del extenso espacio que parece perderse justo ante nuestros ojos.

Investigar el lugar de donde surge el discurso es una manera de reinventar la “historia”. La noción de historia para Certeau (1982) remite a algo pasado; para él: “La historia es el trabajo sobre lo muerto”. Lo que refuerza la necesidad de construir memoria y discurso apropiados sobre los eventos. Michel de Certeau, conocido como el caminante herido, destina gran parte de sus investigaciones a comprender el lugar del discurso. Al hablar sobre los intercambios culturales que se dan en los lugares públicos, constató la mirada extractivista del que ve desde fuera:

[…] La identidad prende el acto de pensar. Es tributaria de una orden. Pensar, por el contrario, es pasar, interrogar esa orden, sorprenderse con su existencia, preguntarse acerca de lo que la hizo posible, buscar, recorriendo su paisaje, las pistas de los movimientos que la formaron, y descubrir en tales historias supuestamente muertas “cómo y hasta dónde sería posible pensar de forma diferente [penser autrement]” […] (Certeau, Histoire et Psychanalyseentre science et  fiction. 2ª ed. Paris: Gallimard, 2002, p. 138.2011, p. 138).

Inspirada por este pensamiento, en el interior de los hechos narrados, junto a los espectadores de la “Cia. Teatro Doc.”, y aún en movimiento, dejo estos registros sintetizados de la “Mostra Documenta SP”, con la esperanza puesta en los desarrollos y elaboraciones posteriores que nos permitan avanzar sobre el significado de estas propuestas de la “Mostra” en los cementerios de la ciudad de São Paulo.

*Traducción del portugués al castellano realizada por  Ángel Ramiro Laguna

Aline Ferraz, autora del artículo

Aline Ferraz, autora del artículo

[1] Máster en Pedagogía teatral por la Universidad de São Paulo. Investigadora de la “Cia. Teatro Doc”. Organizó la publicación “Uma escrita documental: Cia Teatro Documentário em encontros e perdas nas casas, ruas da cidade de São Paulo”, editora Design, 2014.

[2] LARROSA, Jorge; O ensaio e a escrita acadèmica, Educação&Realidade, v.28, n.2, pp. 101-115, 2003.

[3] DESGRANGES, Flávio; A pedagogia do Teatro. Provocação e Dialogismo, Hucitec. São Paulo, 2006.

[4] PUPO, Maria Lúcia de S. Barros; Para alimentar o desejo de Teatro, Hucitec, São Paulo 2015.

DESGRANGES, Flávio; O desejo dos outros: aspectos da relação entre teatro e público na contemporaneidade; Moringa, João Pessoa, v. 5, n. 1, p 37 (jan-jun / 2014). Disponible en: Aquí

Autor

Ogro Muñoz
Ogro Muñoz, nace en noviembre de 1982 y le laman Nicolás. Ha pasado por la escuela de Bellas Artes, de Arte Dramático y la facultad de Filosofía, sin finalizar ninguno de los estudios que inicia. Interesado por todo, pero inconstante, ha escrito en todos los medios donde se lo han permitido y ahora agradece la oportunidad que le ofrece Revista Tarántula, de informar de la existencia de obras de su interés.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *