2ª Entrevista a actores: El Experimento el problema de la zapatería

2ª Entrevista a actores: El Experimento el problema de la zapatería

 En la foto Yeyo Bayeyo, Jennifer Rubio y Elena Gracia en El Experimento o El problema de la zapatería de Coral Igualador

“El EXPERIMENTO es nuevo cada vez que se representa, está vivo, y como la vida, muta y evoluciona”.

Cartel diseñado por Luis Turpín, actor y diseñador gráfico de El Experimento o el problema de la zapatería.

Jennifer Rubio, actriz.

Continuamos con las entrevistas a destacados actores y actrices de la original obra de improvisación El Experimento o el problema de la zapatería, que como ya informamos llegará de nuevo a los escenarios este septiembre. En esta ocasión estrenan cartel y como siempre renuevan elencos y ganas de diversión en El Teatro Quevedo, después de haber pasado por salas como La Nao 8 y El Off de la Latina.

Encantados con la experiencia de estos meses como jugadores- concursantes en El Experimento, reinciden cada uno de ellos en lo satisfactorio que es la libertad de improvisar junto con la responsabilidad de tener al público tan implicado.

 

Jennifer Rubio, una joven y talentosa actriz, con la claridad de que trabaja para el espectador y que se nutre de él, nos dice:

Se tienta al público y entran fácilmente al juego. La libertad de expresión del espectador, sumada a la ausencia de responsabilidad hace que liberen sus pasiones y se vuelvan más atrevidos. Creo que es una experiencia muy coral, que el público agradece. Se guía mucho por la energía que aporta ese día el público, y se les da lo que piden.A diferencia del teatro convencional, es una improvisación guiada, un viaje con guía de lujo.

De izquierda a derecha en los camerinos del Off de la Latina: Jennifer Rubio, Luis Turpin, Coral Igualador y Rodrigo Villagrán.

Una improvisación guiada en la que los actores conocen características, motivaciones creando un perfil de sus personajes, pero no conocen cual es el personaje del otro. Cada semana se crean funciones nuevas y es El Sistema, otro personaje, el que les enfrenta entre ellos y le dirige a un fin, pasando por varios objetivos.

Yeyo Bayeyo, el alter ego del músico y actor bilbaíno Ismael Merino, afincado en Madrid desde hace un tiempo, comenta al respecto:

En el plano actoral es un entrenamiento potente, ya que una impro con siete actores es compleja per se, pero si El Sistema (otro personaje por encima de los otros seis) te va achuchando a unos límites que nunca esperas, la cosa se hace mucho mas compleja.

El número de participantes también varia en cada función, aunque lo normal es que sean seis en escena mas El Sistema, pero eso también forma parte de la sorpresa, a veces hasta para los actores.

De izquierda a derecha: Pablo Tercero, Alvaro Doñate,Pablo Remiseiro, Yeyo Bayeyo. En el centro Jennifer Rubio, Coral Igualador

Hay veces que vienen compañeros a vernos y no estamos seguros si toda la función serán solo público o saltaran al escenario como ha pasado alguna vez. Sorpresas que de vez en cuando nos regala la directora.- añade Yeyo Bayeyo- Como cada trama, final y todo es diferente,  todo se resuelve en escena, no deja indiferente a nadie; las sorpresas suceden en butaca y en las tablas. Y la sorpresa y el conflicto son la base de una buena función, y puedo asegurar que en El Experimento hay de sobra de ambas cosas.

Elena Ribeiro, otra gran profesional de la actuación, cuyo personaje favorito de los varios que ha representado es

Misaki Rubi porque es un reto hacer un personaje de un mundo muy desconocido para mí: el manga, el anime y la cultura japonesa. Pero sobre todo, porque me permite jugar con conocimientos que tengo sobre su profesión, una educadora infantil, y volver a la infancia.

Nos comenta, sobre la importancia del público en esta función:

El público es casi otro personaje más de la función y “se crecen” porque se sienten parte de ella y saben que son importantes más allá de ser meros espectadores. Ellos también crean, en cierto modo, la función de ese día.

El espectador hace todo desde sus butacas, por lo que:

Lo más destacable es la participación activa, pero “no violenta, del público en la función y que sus decisiones afectan al desarrollo de ella.

Elena Ribeiro es Misaki Rubi

 

Elena Ribeiro,  también alaba el trabajo de dirección y creación de personajes.

La directora, Coral Igualador, tiene mucho talento. Crear los personajes, la historia de base de cada función y realizar los engranajes de personajes, además de interpretar al sistema necesita de inteligencia, intuición, de mucho trabajo y de saber lo que se está haciendo.

Los actores y las actrices parten de diferentes trayectorias y experiencias, para ellos la experiencia les está aportando un bagaje lleno de aprendizaje actoral y personal.

Emilio Macias en el papel de un Ex boxeador.

Emilio Macías, el mayor del grupo, que con el personaje de un ex boxeador fracasado, fue su primera vez en un escenario, aunque ya tenía larga trayectoria audiovisual, cree que:

Es una forma de expresión mas orgánica ya que entramos en el papel (personaje) y utilizamos nuestro propio vocabulario.

El actor tiene la facultad de la improvisación, el actor no conoce el guion y se deja influenciar por el otro, es inclusive un reto en cada función, la escucha es lo más importante y siempre, siempre hay un conflicto, que es la esencia de una buena función

Otro actor, Pablo Tercero, que sí contaba con un gran entrenamiento en improvisación y con larga trayectoria en teatro.  El fue uno de los que se estreno y estreno este juego con sabor a matemáticas, allá por el mes de marzo, y en el que ya ha participado numerosas veces, nos dice que le ha aportado:

A nivel profesional, la oportunidad de jugar en un espacio con una libertad casi absoluta, donde podemos dar vida a muchísimos personajes diferentes y aprender de todas las personas con las que jugamos, incluidos los espectadores. En lo personal, estamos creando una gran familia donde no hay egos, y somos bastantes.

Pablo Tercero en uno de sus numerosos personajes: Un gigolo.

Su personaje favorito es:

Nabil Sufí. Un refugiado sirio que a pesar de haber vivido unas experiencias trágicas siente un amor por el prójimo del que muchos/as deberíamos tomar nota.

Pablo Tercero es un actor que se mueve bien tanto en registros dramáticos como cómicos. Él nos comentaa colación del género de la obra:

los tiene todos y en muchas ocasiones incluso en una misma función puedes encontrarte varios sin que el resultado se difumine.Hay personas que han venido 4 y 5 veces y por lo que cuentan, han vivido en cada una de ellas experiencias distintas.

Según Pablo Tercero:

No es un show de improvisación, ni tampoco una obra, es “El Experimento”. Un planteamiento con una estructura Aristotélica donde unos actores y actrices juegan a ser infinitos.

Con esta reflexión de Pablo les invitamos a que se sumerjan en el infinito mundo de la improvisación, las matemáticas y las relaciones humanas. ¡Bienvenidos a El Experimento!

Uno de los elencos de El Experimento: Yeyo Bayeyo, Antonio Carrera, Keesy Harmens, Elena Gracia, Rocio Pin.Art (luces), Marta Fuenar, Mara Ballestero y Coral Igualador (El Sistema)

Teatro Quevedo: viernes 23:00  y sábados 22:00

 

Autor

Tarántula
Revista cultural

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *