Darío Sigco un magnífico Jojol en Todo es plástico de Sánchez Velasco

Darío Sigco un magnífico Jojol en Todo es plástico de Sánchez Velasco

No hemos de ser pesimistas, porque ningún tiempo pasado fue mejor, pero tampoco optimistas porque todo se puede empeorar. “Todo es plástico” es la segunda entrega del decálogo “La ciudad sin nombre“, que se inició con “Fin.Landia” con su estreno el 2 de abril de 2015 en La Nao 8 Teatro -Madrid- interpretada por Irene Galán. Los artífices de este decálogo son el dramaturgo Arturo Sánchez Velasco y el actor y director Darío Sigco.

Darío Sigco un magnífico Jojol en Todo es plástico de Sánchez VelascoDe Todo es plástico, ya escribí con motivo de su estreno. Es un texto lírico y discursivo, como piel desnuda sobre hormigón, o un soplo de aire fresco entre la lluvia ácida de una central nuclear. Pone de manifiesto la ambivalencia del hombre como especie, en su aspiración de ser amado y su obstinada contradicción por arrasar una tierra generosa y dominar a sus semejantes.

Fin.Landia y Todo es plástico transcurren en un escenario apocalíptico, pero con una diferencia existencial enorme. Mientras Anne, la protagonista de Fin.Landia, vive en un estado de alienación sin salida e incluso en su delirio nos culpa a todos de sus propios actos. Jojol en ningún momento pierde la esperanza, quizá como ya apunté en su momento, porque su enfermedad le hace conocer que es mortal.

El ser mortales nos hace fuertes, porque en última estancia solo podemos perder la vida, en contra de una inmortalidad que nos haría esclavos de la propia vida, y nos obliga a aprovechar la preciosa brevedad de tiempo con el que contamos, para aportar un grano de o un puñado de arena, cada uno en su fuerza y medida, para neutralizar la cal abrasiva que se nos impone, para visibilizarla no es preciso mas que ver un telediario.

Nosotros pasamos, pero nuestros actos, lo escrito y lo dicho queda, y la escritura de Sánchez Velasco reivindica la redención del género humano a través del recuerdo de hechos y nombres de mujeres y hombres, que pusieron luz en la oscuridad y potenciaron la paleta de colores en contra de la grisura y lo uniforme.

Darío Sigco un magnífico Jojol en Todo es plástico de Sánchez VelascoEsta nota quiere señalar el relevo del actor que interpreta a Jojol, en “Todo es Plástico“. Jojol  fue el primer amor de Anne, protagonista de Fin.Lamdia. A Jojol lo puso cara gesto y voz en su estreno del 12 de noviembre 2015 José Ramón Arredondo, un actor mágico casi un duende, y a partir del 21 de enero ha cogido su testigo, otro actor de primera Darío Sigco, hasta ahora director de la obra.

Si apuntaba que José Ramón Arredondo, encarnó a un Jojol como un duende narrando una fábula cruel y reconocible, y conseguía una interpretación que enamoraba. Darío Sigco, lo recrea amclándolo en la tierra, desde su limbo particular.  Otorga a su avatar mas dureza, mas proximidad, generando mas empatía.

Darío Sigco es un actor sólido con una academia impecable, que le permite dominar, no sólo su cuerpo y su voz bien timbrada, sino el músculo mas oculto, como un piloto domina con pericia su bólido a cientos de kilómetros hora. El resultado es emocionante.

Todo es Plástico es una obra que hay que ver con sus luces y sus sombras, sus logros y sus yerros, porque el texto de Arturo Sánchez Velasco, nos estimula a la redención del dolor y las heridas, proponiendo como bálsamo la palabra y la música. Y recordándonos para nuestros momentos de fatiga, y tránsitos por el árido desierto del alma, que cualquier práctica en la búsqueda de la utopía es siempre un paso adelante, y que antes o después encontrará un depositario.

IMG_2615

Darío Sigco es un actor sólido con una academia impecable

Título: “Todo es plástico” / Autor: Arturo Sánchez Velasco / Dirigidido e interpretado por Darío Sigco   Arte: Victoria Blasco / Colaboran La Nao 8 y Moviendo Teatro.

“Todo es Plástico” se representa todos los jueves a las 22:00 horas en La Nao 8 Teatro -Madrid-

Autor

Luis Muñoz Díez
Desde que me puse delante de una cámara por primera vez a los dieciséis años, he fechado los años por películas. Simultáneamente, empecé a escribir de Cine en una revista entrañable: Cine asesor. He visto kilómetros de celuloide en casi todos los idiomas y he sido muy afortunado porque he podido tratar, trabajar y entrevistar a muchos de los que me han emocionado antes como espectador. He trabajado de actor, he escrito novelas, guiones, retratado a toda cara interesante que se me ha puesto a tiro… Hay gente que nace sabiendo y yo prefiero morir aprendiendo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *